"La lucha es la ley de la vida de La Causa R" Alfredo Maneiro. 1982
Home/Andres Velasquez/Andrés Velásquez “Ganar las elecciones parlamentarias nos permitiría darle una solución a esta crisis”

Andrés Velásquez “Ganar las elecciones parlamentarias nos permitiría darle una solución a esta crisis”

El ABC de Andrés Velásquez Diputado de la Asamblea Nacional por la Causa R.

La solución al problema que vive el país no puede ser abordada sin la participación del pueblo. La gran mayoría está pidiendo que esta locura no llegue hasta 2019. Si alguna revolución debería producirse en Venezuela es una gran revolución productiva, señala el exgobernador de Bolívar y excandidato presidencial.

Manuel Felipe Sierra

Se formó en la lucha sindical en la zona de Guayana en los años 80. Resultó electo gobernador de su estado en las elecciones de 1989 y optó a la candidatura presidencial en los comicios de 1993. Se mantiene activo como líder de la Causa R y como diputado de la Asamblea Nacional en la lucha democrática. Estas son sus reflexiones para los lectores de ABC de la Semana.

— Los escenarios que se vislumbran para 2015 pronostican un año con mayores complicaciones en el cuadro económico y político, y en consecuencia, en lo social.

— Los problemas que vamos a enfrentar yo los resumo en lo que es la vivencia diaria del venezolano, que es lo que me preocupa: la salud del país, la situación de los hospitales, la escasez de medicamentos, la recolección de basura, la inseguridad, el empleo, el alto costo de la vida, la inflación incontrolable, el tema de la institucionalidad, la administración de la justicia, los derechos humanos, es decir, toda la crisis que se resume en definitiva en un mayor sufrimiento para el ciudadano. Sin duda alguna, creo que el próximo año los venezolanos van a ver retroceder mucho más todo lo que tiene que ver con esos derechos establecidos en nuestra Constitución, y ello indudablemente por la irresponsabilidad y la falta de sensatez de un Gobierno que se niega definitivamente a tomar ciertas correcciones.

— A pesar de que recientemente se han aprobado un conjunto de leyes que de alguna manera suponen un ajuste en materia económica.

— Es que este es un Gobierno que además no tiene liderazgo, porque el presidente Maduro no tiene liderazgo suficiente para enfrentar esta crisis, ni él ni su equipo tienen la competencia necesaria para ello y mucho menos los planes y, porque el plan que se nos presenta es el Plan de la Patria, que incluso han colocado por encima de la Constitución porque es el legado de Chávez según ellos, pero sencillamente es un plan que nos arruinó y nos va a seguir arruinando. Por lo tanto, este es un Gobierno que no tiene la capacidad de afrontar esta situación, y repito, sin duda alguna vamos a tener un año mucho peor que el que hemos tenido.

Elecciones parlamentarias 

— La Causa R ha propuesto una “hoja de ruta” que fue planteada ante la Mesa de la Unidad Democrática y que será llevada a la consideración de diversos sectores. ¿De qué trata?

Andres en apoyo a Falcon

— Formalmente ya presentamos esta propuesta ante la MUD y en la Causa R nos hemos movilizado por todo el país para darla a conocer, además vamos a convocar a diversas personalidades a ver si nos acompañan en esta iniciativa y logramos sensibilizar al resto de los factores de la oposición para que asumamos esta estrategia común para todos, porque yo creo que dentro de toda la debilidad que el Gobierno tiene, se mantiene fuerte por los errores que comete la propia oposición. En tal sentido, sostenemos que la Constituyente, el Congreso Ciudadano, la renuncia del Presidente, el diálogo con el Gobierno, en fin, todo ese conjunto de estrategias que plantean varios sectores de la oposición deben ser puestos a un lado y enfocarnos en las elecciones parlamentarias de diciembre de 2015, porque desde esa posición de poder que conquistemos podemos poner en marcha un conjunto de iniciativas que le pueden dar una solución a la crisis que tenemos y para ello, consideramos que el primer paso es convocar al pueblo.

— Que sin duda alguna es fundamental…

— Claro, porque la solución al problema que vive el país no puede ser abordada sin la participación del pueblo y esa participación pasa por un primer paso que es la convocatoria de primarias para la designación de candidatos a la Asamblea Nacional, ello involucrará a nuestro pueblo, generaría interés en él y además, permitiría que las cúpulas de los partidos no impongan sus candidaturas sino que el pueblo las escoja, sobre todo en aquellos casos donde no existan liderazgos aceptados de manera unánime por todos los factores políticos. Yo creo que la forma más justa, más democrática y más correcta es convocar a primarias, eso además le daría fortaleza a la propia Unidad y simplificaría las cosas al permitir que todos se midan. Enfocados todos en ella y lograda esa amplia victoria que podríamos tener en la Asamblea Nacional podríamos entonces poner en marcha iniciativas como decretar la libertad de nuestros presos políticos; que el Parlamento retome su papel de control institucional junto al resto de los organismos; control fiscal real y seguimiento al gasto público, porque este Gobierno se ha caracterizado por ser el más corrupto de toda nuestra historia republicana; y también, podríamos poner en marcha la convocatoria de un referéndum consultivo para la relegitimación de poderes o la convocatoria a una Constituyente.

— Todo ello desde una posición de fuerza.

— Exacto, porque la Constituyente que está siendo convocada por los compañeros de Voluntad Popular está bloqueada, y la Causa R lo que está planteando es que la estrategia que se ponga en marcha tenga eficacia política para resolver nuestros problemas. Creo que desde esa posición podríamos hacerlo y la experiencia la tenemos, porque la última Constituyente que impulsó Chávez convocó a una relegitimación de poderes, incluso él mismo se sometió a una nueva elección. En este caso, no se está planteando la salida de Maduro sino que se mida de nuevo, porque la gran mayoría del país está pidiendo que esta locura no llegue hasta 2019, y si él quiere ser el candidato que lo sea, o si el Psuv quiere cambiarlo que lo cambie, pero en todo caso, mediante una Constituyente puede ser planteada la posibilidad de una relegitimación de todos los poderes públicos y eso incluye al Ejecutivo.

Verdadero cambio

— Muchos critican que la oposición no ha presentado una alternativa suficientemente creíble y sólida para los venezolanos. Por ejemplo, estamos ante un cuadro económico muy complejo, ¿cómo salimos de él? Además, vemos que muchos opositores prácticamente celebran la caída de los precios del petróleo porque va a afectar al Gobierno, pero fundamentalmente afectaría a los venezolanos.

— Eso es algo con lo que yo no estoy de acuerdo, ni voy a celebrar jamás que el precio del petróleo llegue a cero, más bien estoy rogando y prendiendo velas para que suba, y no para que Maduro se fortalezca, porque al final de cuentas este es un Gobierno que no se va a fortalecer así tenga a mil dólares el barril, porque sus políticas, sus planes y su modelo fracasó, porque nada tiene que ver con la generación de riquezas, con el bienestar de los ciudadanos y en definitiva, no podrán con ese modelo salir adelante. Si alguna revolución debería producirse en Venezuela es una gran revolución productiva, y ese no fue el camino escogido por esta mal llamada revolución, ellos escogieron uno absolutamente contrario, el de invadir, el de expropiar, el de asaltar la propiedad privada. En definitiva este es un modelo fracasado que no puede salir adelante, y la solución a todo esto es un cambio de Gobierno, un cambio sin regresar al pasado.

— ¿Y qué significa no regresar al pasado?

— Porque los parteros de Chávez fueron los errores del pasado. Cuando aquí se convocaron por primera vez a las elecciones de gobernadores el país dio una señal que los partidos del status quo no leyeron bien o no quisieron prestarle atención, en Aragua fue elegido Carlos Tablante, en Carabobo ganó Henrique Salas Romer, y yo resulté electo en Bolívar con una particularidad: era el único estado de Venezuela donde Acción Democrática había sacado a dos senadores y además, se encontraba en un momento importante por su desarrollo, es decir, allí yo derroté al Gobierno y esa lectura no se dio correctamente porque allí el país estaba dando una señal y luego vino la elección presidencial del año 93 donde yo fui candidato, y donde hoy por hoy y hasta el día en que me muera, a pesar de que no se pudo contar en la mesa yo sostengo que gané ese proceso.

— ¿Pero cómo justificas o cómo planteas que ganaste si según los cómputos obtuviste el cuarto lugar?

— Bueno, la respuesta de ellos es aquella consigna del fallecido líder de Acción Democrática, Alfaro Ucero: “el acta mata voto”, que creímos por cierto que parte de la oferta de cambio que iba a haber en esta mal llamada revolución era un poder electoral transparente, equilibrado e imparcial, y resulta que ha sido peor el remedio que la enfermedad. Si actas mataban votos, hoy en día máquinas también matan votos. En definitiva, la gran cantidad de ventajismo que el Gobierno establece para cada uno de los procesos electorales termina siendo tan tramposo como el anterior. De tal manera que esa lectura que se dio en aquella oportunidad dio pie para que posteriormente apareciera Hugo Chávez y el país entero lo celebrara, porque hasta el poder económico y todo el empresariado lo celebraba, los medios de comunicación lo celebraban, porque igualmente pensaban que íbamos a tener un verdadero cambio. Pero hablar de la desinstitucionalización de hoy no es reconocer que en el pasado también existió, hablar de que hoy en día la corrupción está elevada a su enésima potencia no significa que antes no había, no se puede hablar de partidización cuando toda la vida el péndulo ha ido de un lado al otro, es decir, no vamos a desconocer esas realidades. Hoy en día necesitamos un cambio de verdad verdad, hacia lo que planteamos en la Causa R: una democracia radical. Frente al pasado y frente a la actualidad, lo más revolucionario que podemos plantear es una Venezuela profunda y ampliamente democrática.

— En relación a este escenario, hemos visto que de todas maneras eres optimista sobre las potencialidades del país para superar esta crisis.

— Absolutamente y viendo además los estudios de opinión que hoy en día se van dando. Los procesos sociales y de cambio son lentos, hay gente que dice que ya han pasado 15 años y se pregunta ¿hasta cuándo? Bueno han pasado estos años y la gente estuvo apostando por ese cambio con un liderazgo fuerte, de histrionismo extraordinario como el de Hugo Chávez, con ofertas que nunca se cumplieron pero que al fin y al cabo alimentaban la fe y la esperanza de ese pueblo que esperaba cosas distintas. Ahora, la gente empieza a convencerse de que las cosas no son como pensaron o como se las pintaron, porque falleció ese líder máximo que llegaba a esos corazones empobrecidos y resulta que quien le sustituye es un tipo que no tiene ni el liderazgo, ni la capacidad, ni el plan, ni el equipo, ni la coherencia necesaria, y en consecuencia, tiene poca sostenibilidad, poca gobernabilidad y poca estabilidad, en definitiva nos tiene en una especie de arena movediza y para salir de ella no veo otra manera que no sea sustituir, a través de medios democráticos, constitucionales, electorales y pacíficos a este Gobierno que encabeza Nicolás Maduro.

http://www.abcdelasemana.com/2014/11/28/el-abc-de-andres-velasquez-diputado-de-la-asamblea-nacional-por-la-causa-rganar-las-elecciones-parlamentarias-nos-permitiria-darle-una-solucion-a-esta-crisis/